Como adiestrar a un perro cachorro para que no haga sus necesidades en casa

como adiestrar a un perro cachorro

Como adiestrar a un perro cachorro para que no haga sus necesidades en casa

Como adiestrar a un perro cachorro para que no haga sus necesidades en casa
5 (100%) 3 votes
Educar a un perro es una tarea que requiere de mucha paciencia y constancia, más cuando hablamos de un cachorro. En el siguiente artículo te vamos a explicar como adiestrar a un perro cachorro para que no haga sus necesidades en casa. Aprenderás como acostumbrarle a hacer sus necesidades en la calle y evitar que haga pis o caca en casa. En nuestro centro de adiestramiento para perros ofrecemos cursos de adiestramiento para cachorros. En estos cursos de “preescolar” además de aprender a hacer sus necesidades en la calle aprenden otros conceptos como no tirar de la correa o responder a su nombre.

Adiestrar un perro requiere de paciencia

Lo primero que debemos tener en cuenta es que este proceso va a ser lento y necesitamos ser muy constantes para conseguir obtener resultados. Educar a un cachorro a hacer sus necesidades en un sitio específico es esencial para eludir inconvenientes en el futuro. No obstante, muchos dueños tenéis dudas sobre de qué manera lograrlo. Aquí te explicamos como adiestrar a un perro cachorro de la forma más fácil.

¿Qué debes esperar de tu cachorro durante su adiestramiento

Antes de comenzar con las pautas básicas, queremos incorporar una explicación corta sobre de qué forma marcha la conducta de eliminación (micionar y defecar) en los cachorros. De las tres a las ocho semanas de vida es cuando los perros aprenden a salir del nido para hacer sus necesidades. Hasta ese momento, orinan y evacuan dentro y la madre ingiere los deshechos. Es un procedimiento de limpieza para eludir dejar indicios que puedan captar posibles depredadores (este comportamiento es herencia del lobo).

A partir de las ocho semanas es cuando los cachorros desarrollan lo que se llama “preferencia de sustrato”, algo que, como vais a ver ahora, es fundamental. Desarrollar una preferencia de sustrato desea aprender a mear y evacuar sobre una superficie de un material específico. Por lo tanto a partir de las ocho semanas es el instante ideal para enseñar a un cachorro a hacer sus necesidades en un sitio específico.

Los perros que no aprenden a distinguir sustratos por el hecho de que no tienen ocasión de hacerlo –por ejemplo los cachorros que venden en ciertas tiendas y que se hallan encerrados en una jaula a lo largo de la 8ª semana de vida de ahora en adelante- son perros muy conflictivos después, que orinan y evacuan por todos lados sin saber distinguir qué lugares son indicados para hacerlo y cuáles no. A la hora de saber como adiestrar a un perro cachorro debemos tener muy en cuenta este aspecto.

Como educar a tu perro para que haga sus necesidades en la calle

Ahora bien, ¿de qué forma educar a un cachorro y lograr que esa preferencia se oriente hacia las superficies y lugares que queremos? Los pasos básicos serían los siguientes:

SUPERVISIÓN CONSTANTE

Hay que acompañar al cachorro al sitio donde deseamos que orine o bien defeque con una frecuencia que se adapte a sus necesidades. Para no ser demasiado exigentes, debemos aplicar el próximo principio. Se ha estudiado que un cachorro es capaz de soportar sin mear o bien evacuar un número de horas igual a los meses que tiene, más una ¡No podemos esperar un control voluntario total hasta el momento en que el cachorro tiene entre 5 y 6 meses!

ANTICIPACIÓN A SUS NECESIDADES

Aparte de llevarlo a mear y evacuar cada X horas, vamos a deber adelantarnos. El cachorro va a tener ganas de suprimir, sobre todo después de dormir, jugar o comer. La idea es procurar que el cachorro se “equivoque” y evacúe donde no corresponde el menor número de veces posible. Hay que lograr que prácticamente siempre y en toda circunstancia acierte por el hecho de que, cuando lo haga, va a recibir un premio y eso fortalecerá la conducta.

OFRECE UN PRECIO A TU CACHORRO

A la hora de saber como adiestrar a un perro cachorro debemos tener muy en cuenta el aspecto de los premios. Cuando el cachorro evacúe en el sitio apropiado, lo premiaremos. Hay que ser efusivos: felicitémosle con caricias y verbalmente y, si deseamos, agregando un premio comestible indicado para cachorros.

CUANDO LLEGA LA NOCHE

Seguramente, el cachorro no va a poder soportar toda la noche sin hacer sus necesidades. Deberemos habilitar una zona con papel de periódico a la que pueda acceder mientras que dormimos. Además por la noche va a ser recomendable limitar el agua y darle de cenar entre 3 y 5 horas antes de irnos a dormir.

OTROS ASPECTOS IMPORTANTES

  • Mantener una rutina. El cachorro debe poder prever en qué momento va a poder mear o bien evacuar. Si le impedimos el acceso a la zona de papel de periódico, o bien si no lo acompañamos allá en los instantes de mayor probabilidad de supresión, tal vez opte por hacer sus necesidades en otro lugar.
  • Nunca castigar a nuestro cachorro. Puede provocar la aparición de otros inconvenientes como que el cachorro nos coja temor, que se acostumbre a contestar al castigo con agresividad, que comprenda que no puede mear o bien evacuar en nuestra presencia… En todo caso, el castigo no es preciso. Los cachorros aprenden veloz y solo hay que tener un tanto de paciencia.
  • No uses lejía para limpiar. La lejía es un limpiador amoniacal (el orín contiene amoníaco) y los perros, al olerlo, pueden apreciar mear encima.

Esperamos que estos consejos te ayuden y comprendas como adiestrar a un perro cachorro para que no haga las necesidades en casa. Y si el tema se te complica un poco siempre puedes ponerte en contacto con nosotros. En nuestro centro de adiestramiento para perros en Madrid ofrecemos cursos de adiestramiento para ayudarte. Te acompañaremos en el proceso de adiestramiento para conseguir educar a tu cachorro.

No hay comentarios

Publica un comentario